Inspectores municipales controlan los productos que se expiden en las carnicerías

Categoría: prensa

Un grupo de inspectores, dependientes de la Dirección de Veterinaria y Abasto, continúa realizando un relevamiento en todas las carnicerías habilitadas de Rawson para concientizar a los expendedores y prevenir la venta de productos contaminados con la bacteria Escherichia Coli. Próximamente brindarán charlas de concientización en instituciones.

Un grupo de inspectores dependientes de la Dirección de Veterinaria y Abasto de la Municipalidad de Rawson, continúa realizando controles en las carnicerías con asiento en la ciudad para constatar que las prácticas que allí se realicen cumplan con los procedimientos bromatológicos establecidos en las normativas vigentes.

De esta manera se está llevando adelante una nueva etapa de un programa que busca que los productos cárnicos lleguen a la mesa de los consumidores habiendo cumplido con las condiciones de calidad y bromatológicas necesarias, evitando la proliferación de la bacteria Escherichia Coli, causante del Síndrome Urémico Hemolítico.

Por ello el responsable del área, Hugo Ibáñez indicó que aparte de los controles en las carnicerías “en otra de las áreas en las que trabajaremos también es en el abasto, realizando análisis de la mercadería que ingresa a Rawson, para ver si hubiera contaminación de origen”.

Segunda etapa de control

Al respecto, los inspectores Florencia Gutiérrez y Emiliano Jaramillo, sostuvieron que “hemos recorrido todas las carnicerías y mercados expendedores de productos cárnicos de la ciudad de Rawson y por estos momentos llevamos el 30 por ciento de la segunda etapa que se lleva a cabo para chequear que se cumplan las recomendaciones que les realizamos a todos los comercios”.

“Durante la primera etapa se inspeccionó todo y se les brindaron los pasos a seguir para mejorar la situación. Luego iniciamos una segunda etapa, mediante la cual retornamos a los comercios para chequear que estén cumpliendo con esas directivas que les brindamos al principio”, detalló Gutiérrez.

Y agregó: “Hemos tenido muy buena predisposición de todos los comerciantes, estamos buscando generar un cambio de conductas y de hábitos en los expendedores para evitar la mala manipulación de alimentos. Con respecto al primer contacto los comercios han modificado muchas cosas con las cuales buscamos, principalmente, prevenir el Síndrome Urémico Hemolítico”.

Campaña

Jaramillo informó que “realizamos folletería para entregar en las carnicerías y mejorar las practicas en torno al manejo de la carne. También apuntamos a que los propios consumidores asimilen las buenas prácticas dentro de sus hogares, desde el almacenamiento de la carne en la heladera hasta la manipulación a la hora de cocinarla. Por ejemplo la hamburguesa es el producto con más riesgo de contraer la bacteria E. Coli debido a que, al picar la carne, se incorpora en toda la masa teniendo más posibilidades de desarrollarse; por eso hay que cocinarla bien dejando que penetre el calor”.

“Es importante decir también que hay que comprar carne en comercios habilitados, este tema es sumamente relevante porque hay muchos lugares que venden carne y sus productos no pasaron por el control de abasto. Esto aumenta las posibilidades de que la carne esté contaminada”, subrayó el trabajador municipal.

Concientización

Gutiérrez precisó además que “próximamente estaremos realizando charlas informativas y didácticas en jardines, comedores, escuelas y jardines, la idea es ir hablando con todos los que forman parte, ya que estos espacios le brindan comida a muchos chicos diariamente. Nos parecen lugares muy importantes para desarrollar y brindar información”.

“La idea es que los chicos sean replicadores de información útil en sus hogares, de esta manera ampliamos la cobertura y podemos llegar más gente para que se extienda el cuidado. Buscamos que de acá a un tiempo, todos tomen conciencia en torno a esta enfermedad”, sostuvo.