Casas Tuteladas recibió a estudiantes de la Licenciatura en Enfermería de la Universidad del Chubut

Categoría: prensa

Los residentes, el personal y los cuidadores intercambiaron conceptos de cuidado integral de la salud, junto a los docentes y estudiantes de 1º año. Fue parte de las pasantías y les insumió un mes de trabajo en conjunto.

Los residentes y cuidadores del complejo de Casas Tuteladas recibieron a los estudiantes del 1º año de la Licenciatura en Enfermería de la Universidad del Chubut, quienes, acompañados por personal docente y profesionales, explicaron conceptos vinculados a la atención integral de la salud.

Fue parte de las pasantías y se trabajó en conjunto durante cuatro semanas. Los alumnos enseñaron a los residentes de Casas Tuteladas diferentes técnicas de promoción del autocuidado, y ofrecieron consejos y estrategias para la salud.

La encargada de Casas Tuteladas, Verónica Cárcamo, indicó que “los alumnos dieron charlas al personal, y explicaron a los cuidadores prácticas apropiadas para su desempeño y, también supervisados por los profesionales atendieron a los residentes”.

Cárcamo, sostuvo que “fue una alegría para los abuelos recibir a los pasantes de la Universidad de Chubut. Ellos prestaron su buena predisposición para que los estudiantes puedan avanzar con sus prácticas”.

Por su parte la licenciada en Enfermería, Susana Oliva, quien está a cargo de los alumnos que asistieron a Casas Tuteladas, indicó que “se interactúo con todo el equipo de Casas Tuteladas, con el personal, con los cuidadores y con los residentes”.

“Una de las temáticas desarrolladas fue mecánica corporal, que les permitió a los cuidadores conocer y practicar técnicas, que se aplican para movilizar y trasladar pacientes, y así desenvolverse cuidando su cuerpo que está expuesto a varias exigencias”, precisó Oliva.

Agradecimiento

Además, Oliva expresó que “el personal de Casas Tuteladas respondió muy bien a la iniciativa, recepcionó muy bien a los pasantes, quienes pudieron desempeñarse y aplicar sus conocimientos teóricos y habilidades prácticas”.

Por último, y mientras compartían el almuerzo de cierre de las prácticas, Olivia expresó “quiero darle las gracias a Verónica Cárcamo, por su hospitalidad y colaboración”.